#QuéTalEnElCole, un proyecto de Repsol para combatir el bullying

El director general de Comunicación de Endesa, Alberto Fernández
“La comunicación de la RSC cae demasiado en la emotividad”
9 octubre, 2018
Julio Carlavilla, director de Comunicación de Citi en España y Portugal
“La comunicación siempre debe apostar a ser honesta, transparente y de largo plazo”
24 octubre, 2018
Expertos, psicólogos y padres han abordado diferentes herramientas de prevención, detección y actuación ante casos de acoso escolar durante un encuentro celebrado en el marco del proyecto de Repsol para luchar contra el bullying #QuéTalEnElCole.

En el evento, celebrado en Madrid, han participado el exjugador de Waterpolo y presentador de ‘Hermano mayor’, Pedro García; el fundador de ‘Pantallas Amigas’, Jorge Flores; la experta en comunicación entre padres e hijos, la psicóloga Patricia Ramírez; la actriz y cantante con parálisis cerebral Miriam Fernández, y el presentador de televisión Christian Gálvez.

Durante el acto se han compartido consejos para identificar si un hijo está siendo víctima de bullying o si se trata del acosador; y para ello, una de las principales barreras es conseguir que se abran y mantener un diálogo.

García ha abordado el perfil del acosador, “en muchas ocasiones el acosado se convierte en acosador” y ha indicado que “un modelo educativo que fomente la comunicación evitará el bullying”. Ha añadido que son muchos los que “necesitan que escuchen su silencio y le ayuden a gritarlo en voz alta” y ha revelado que “el 9,3 % de los alumnos en España sufren bullying y la víctima tarda una media de 15 meses en confesar el acoso”.

Por su parte, Flores ha resaltado el problema del ciberbullying: “la víctima está siempre accesible 24 horas al día, 7 días a la semana, no vale con irse a su casa, de vacaciones o cambiar de centro escolar”. Flores ha explicado que en caso de que tu hijo sea el acosador es importante hacerle ver que “el daño que está causando mediante las redes es real e impacta en la víctima”.

“Si nuestro hijo es la víctima hay que gestionar bien el momento de indignación, rabia e impotencia y tenemos que colaborar con el centro educativo y arropar a la víctima”, ha añadido. Para ello, ha aconsejado “desarrollar la empatía, la asertividad, el pensamiento crítico y la percepción de uno mismo y autocontrol”.

Según Ramírez, “casi más de la mitad de los padres reconoce que existe falta de diálogo con sus hijos y a veces no entienden sus conductas”.

Un niño que sufre bullying “puede tener pesadillas, cambiar sus hábitos alimenticios, sentirse nervioso, tener dolores de cabeza, no querer ir al cole de forma reiterada, que se encuentre triste o agresivo, que lo veas temeroso o con ganas de llorar”, ha concretado.

Clima de confianza

Por ello, Ramírez ha insistido en la necesidad de “crear un clima de confianza donde el niño se sienta seguro para poder abrirse a nosotros y confiarnos lo que está pasando”. También ha explicado que si tu hijo es el acosador, “no hay que ningunear el problema, hay que ir al colegio, entrenarle en habilidades sociales, pedirle que pida perdón y si es posible repare el daño”.

Fernández ha contado en primera persona cómo sufrió bulliyng silencioso,y ha explicado lo difícil que es de detectar, “no se sirve de la violencia física sino de la exclusión social para hacer que un niño se sienta inferior y le cueste relacionarse”. “Nunca se lo conté a mis padres, me daba vergüenza reconocer que no tenía amigos”, por ello ha considerado que “si alguien está viviendo esto que lo comparta y lo hable sin miedo”.

Fernández, con su discapacidad, se dio cuenta de que era la primera que no se aceptaba, “cuando decido cambiar el ‘por qué a mí’ al ‘para qué soy así’, automáticamente todo adquirió un sentido nuevo, le das un sentido a tu diferencia”. “Me acepté y empecé a saber que lo que yo tenía era para toda la vida y que solo estaba en mano el poder tomar la decisión de ser feliz”.

La historia de Leonardo da Vinci

Por su parte, Gálvez ha revelado cómo Leonardo da Vinci sufrió acoso de pequeño y ha explicado que él no tuvo la oportunidad de comunicarlo, y sin embargo llegó a ser un genio. Con esto, ha hecho hincapié en lo importante que es “no admirar a los genios de hoy dentro de 500 años”, sino a los de ahora, y así “podemos ser felices hoy”.

Gálvez también ha insistido en que “los niños tienen referencias” y es importante entender que “los verdaderos superhéroes son los que en los momentos complicados dicen que no pueden hacerlo”.

Comparte
ObservaRSE
ObservaRSE
Administrador del sitio sobre el Observatorio de Comunicación Corresponsable

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.